best free html templates

POLÍTICAS DE MERCADO

MERCADO vs. MERCADO

Era un directivo del mercado, nos cruzamos en un pasillo y comenzó el dialogo; ¿de qué podíamos hablar?, sí adivinaron, de Mercado. Todo comenzó como de entre casa, para colmo fue en un día de M…, de esos donde no viene nadie ni siquiera a preguntar si el mercado está abierto; en esos días tan particulares los ánimos de los puesteros está más abajo que la línea de los subterráneos.

Entonces surge la palabra mágica - el mercado está un echo un desastre - AHHHH.. se interrumpió la conversación, jamás puede terminar de decir aquello que había pensado, eso no puede ser, respondió rápidamente y sin terminar de escuchar aquello que se quería expresar…afirmó, hemos hecho mucho más en tan poco tiempo que el resto de los administradores en tantos años, que las calles, que los pasillos, que la pintura, etc.. y más etc.

Guardé el silencio respetuoso que se le debe a una figura ya sea por el Rol que desempeña, o por desconocer donde estaba el motivo de su respuesta tan sobrecargada, en ese silencio, que pareció eterno, comprendí que estábamos hablando de cosas totalmente diferentes. 

El Término Mercado, tiene muchas interpretaciones, en nuestro caso, se podría decir que son dos, una que es la que encierra la visión de un administrador y otra que es la que entendemos los que participamos de los mecanismos que accionan el proceso de llevar las producciones al alcance del consumidor. Entendiendo dentro del mercado todos los públicos necesarios para lograr ese cometido, Productores, operadores y comerciantes minoristas, entre otros necesarios. 

En esta conversación se vivió la RUPTURA interpretativa del sistema mercado. 

Difícilmente nos pondremos de acuerdo en las políticas institucionales si entendemos cosas totalmente diferentes. Las administraciones de los mercados tienen su ocupación principal en el mantenimiento edilicio, de circulación, de accesos de públicos del control de personas que ingresan y egresan, seguridad, iluminación y todo aquello que atañe facilitar y controlar la accesibilidad comercial. 

Por otro lado, el puestero, operador o mayorista según sea el caso, entiende por mercado la posibilidad de brindar servicios a los productores de frutas y hortalizas como nexo para vender sus producciones; nexo que en el otro extremo figuran los compradores minoristas necesitados de acceder a esas producciones necesarias para el consumidor. 

¿Como entonces podemos sentarnos a discutir las mejores formas de llevar adelante tanto la producción de alimentos como la eficaz distribución, como poder traducir las necesidades del estado para aplicarlas al sistema de “mercados” según nuestra interpretación y cómo el estado sería capaz de interpretar las necesidades del “mercado” para lograr una estabilidad dentro del sistema alimentario? 

tal vez, lo que se podría realizar previamente, es consensuar tanto los mecanismos de funcionamiento operativo como los mecanismos político institucionales que permitan llevar a adelante las dos funciones, aquella que nosotros interpretamos por Mercado y las que la política interpreta por la misma terminología. 

Hablar el mismo idioma significaría, como dijeron los holandeses, avanzar con un primer paso en la posibilidad de, también, en nuestro país formar el TRIÁNGULO DE ORO


| 19 de Marzo de 2018 |Comentario de Domingo Ramos Bravo|Especialista en Mercados Frutihortícolas|