free site builder

EVENTO DE LA DECADA
ESTUDIO DE MERCADO GLOBAL

01 de Julio de 2016, 21.00 Hs. Alvear Palace Hotel.

Reconocimientos, Dolor y Lágrimas.

La tercera edición de entrega de distinciones al sector empresarial frutihortícola y destacadas personalidades del ámbito nacional e internacional, nos deja, en ésta ocasión, a parte de los reconocimientos propios del sector, un retorno al dolor Nacional y Lágrimas que encienden las pasiones de esos dolores que aún persisten a flor de piel.

Los reconocimientos, al sector de la producción, necesarios para saberse parte de un total nacional, que lucha por la continuidad, desde un abandono de las políticas públicas; otorga un poco de aire fresco en la ilusión de esa continuidad. Aire fresco que dice, ese soy yo, y, estos son mis logros.

Con énfasis, se aseguró que a los productores hay que dejarlos solos, sin injerencia exógena, que sólo ellos saben como producir y llevar adelante sus explotaciones. 

Se debe agregar que, en el lenguaje del productor, se ha querido expresar que, ese productor, necesita concentración en sus tareas, tranquilidad para resolver sus inconvenientes y atención humanitaria cuando se requiera de la sociedad algún aporte, ya sea desde lo financiero, institucional, legal etc.

Falta algo, en el discurso, y es la interpretación que desde la política se le asigna al término "productor" ¡quién puede definir, con la mayor exactitud, ¿Qué es un productor? cuales son sus deberes, sus obligaciones! Bajo que normativa legal se establece esa definición. 

Los tiempos que vienen, exigen variedad de alimentos, calidad, sanidad, sabor, competitividad, indefectiblemente estas exigencias deben venir de la mano de la ciencia aplicada al sector. No estamos preparados para ese paso, falta capacitación, comprensión, proyectos, objetivos alcanzables y etapas de consolidación, y sobre todo la intención institucional de normar en base a la posibilidad de éstas necesidades presentes para alcanzar ese futuro deseable.

El evento, proyectado por el Sr. Antonio Encinas, retrotrae a los otrora realizados los días 08 de octubre, en otro contexto, con otras expectativas pero plenos de emotividades como la del día de la fecha.

En ésta fecha y lugar aconteció también el reconocimiento a los veteranos de guerra de Malvinas. En principio pareció no condecir con el motivo del evento. Analizándolo después, con mesura y con el corazón, surge la reflexión; se mencionó el 08 de octubre de otros años, también se atendían, por cuestiones sociales a representantes de los que menos tenían. En éste caso, Las Islas Malvinas nos duelen a todos por igual, mejor dicho, Duelen de verdad a los que han estado en presencia de la muerte, del dolor; y ese dolor se multiplica al no tener el reconocimiento institucional, hombre por hombre. 

Dolor que sin mediar palabra, en el saludo que la Sra. Viuda de Seineldín brindó a un soldado, con la imagen de los vuelos rasantes sobre Malvinas, provocó el llanto silencioso de la mayoría de los presentes, convirtiendo esas lágrimas en parte del océano que sirvió de morada a los que ya no están.

|2 de Julio de 2016|Comentario de Domingo Ramos Bravo|Especialista en Mercados Frutihortícolas|