how to make a website

POLÍTICAS DE MERCADO

IRRACIONALIDAD

¿QUÉ ES UN MERCADO?

Nuestro país adolece todavía de la madurez institucional necesaria para conducir el sector frutihortícola a los niveles de competitividad mundial, debatimos a diario sobre las formas de llevar adelante ese proyecto, discutimos sobre “Las cáscaras de la fruta”, cuando deberíamos ocuparnos del fondo de las cuestiones, “de las raíces”, desde donde surgen las incompatibilidades de todo el sistema, tal parece que funcionamos como el glaciar Perito Moreno, que en ciclos irregulares destruye el crecimiento logrado en un período determinado y vuelta a comenzar otro nuevo ciclo de hielos móviles.

Buscando el porqué de esta situación de, construcción y deconstrucción de las normas que circundan el sector, dejan una sensación de incomprensión entre los diferentes sectores.

La razón para este desencuentro es una sola: ES INEXISTENTE LA RACIONALIDAD.

Cada año surgen desde La Nación, de cada provincia, de cada municipio: Ministerios, Direcciones Generales, Secretarías, que también con nuevos títulos grandilocuentes ofrecen a la sociedad soluciones a través de, normativas tanto legales como impositivas, tributarias, reglamentos de SENASA, de AFIP, de COMERCIO, de TRABAJO y otras que se suman a las existentes o suplantan o rectifican otras, de manera que existe un maremágnum de obligaciones que concluye en la indiferencia de todas esas normas, disposiciones y otras, indiferencia por cansancio en la intención de comprensión de las mismas.

Por un lado el cansancio del sector frutihortícola, y por el otro, el consumidor esperanzado en que con cada una de las acciones propuestas por esos títulos grandilocuentes, puedan obtener un alimento frutihortícola a precio de remate o liquidación. Son pocos los consumidores que consideran que un productor frutihortícola o un comerciante mayorista o minorista deba ganar dinero, según parece en algunos medios de comunicación suponen que así debería ser, es decir, que en nuestro país el sector frutihortícola debería llevar el alimento a cada comensal y además pagarle por haberlo molestado. “dicho irónicamente”.

INEXISTENCIA DE RACIONALIDAD

El Mercado Central de Buenos Aires, ente Triestadual, es ejemplo de esta irracionalidad, y no es porque sus directivos o personal sean irracionales, todo lo contrario, las personas que trabajan lo hacen con empeño en sus labores, lo lamentable es que también están atrapados por la IRRACIONALIDAD DEL SISTEMA.

Siendo el MC. El de mayor venta en volúmenes de productos frutihortícolas, las personas que se desempeñan en la actividad tienen la creencia que por tener la categoría mayor como mercado, además posee el poder sobre las decisiones de “MERCADO” según el saber de los productores y operadores.

Es esta la primer IRRACIONALIDAD interpretativa, pues la administración del Mercado Central, dirigida por tres directores, administra el “Predio llamado Corporación del Mercado Central de Buenos Aires” Corporación que además de administrar el espacio donde se realizan las transacciones comerciales de frutas y hortalizas, administra los espacios de diversas actividades extra frutihortícolas, como depósitos, transportes o logísticas.

IRRACIONALMENTE, los operadores del “MERCADO” en éste caso el término mercado significa lugar de transacción donde los operadores y productores intercambian productos alimenticios perecederos por dinero, llevados a este espacio por aplicación de la ley 19227, suponían que dicho espacio sería atribución única para el desarrollo de dicha actividad.

Y que además por ser de gestión triestadual, con directivos nombrados por los gobiernos de turno, éstos directivos tendrían acceso directo a las posibles soluciones de los sucesivos conflictos que se suscitan tanto en la producción como en el MERCADO y en el consumo.

Lo cierto es que nuestra IRRACIONALIDAD INSTITUCIONAL, nos deja un vacío en la comprensión del sistema de producción, distribución y acercamiento al consumidor de nuestra producción.

Reafirmando nuestra IRRACIONALIDAD, la realidad nos golpea con el puño cerrado de LA VERDAD.

Es Verdad que La Banana ha subido de precio, SI, Los medios buscan las causas de ese incremento que parece desmesurado, aquellos medios que suponen que el productor debe acercar su producto al consumidor y encima pedirle perdón por la molestia causada, desconocen que el origen de la tan famosa banana, es de origen externo a nuestro país. Y los problemas de nuestros vecinos impiden el normal ingreso del mismo.

ES ENTONCES IRRACIONAL, que en nuestro país se pueda producir Banana, y de hecho más rica que la importada, y estas producciones estén en situación de abandono debido a la misma causa SI, LA IRRACIONALIDAD EN CUANTO AL TRATAMIENTO DE LA PROBLEMÁTICA PRODUCTIVA ESCONDIDA BAJO EL MOTE DE ECONOMÍAS REGIONALES.

Son apenas algunas notas del porqué el tema MERCADOS sea un tema de IRRACIONALIDAD.


| 26 de Noviembre de 2019 | Comentario de Domingo Ramos Bravo| Especialista en Mercados Frutihortícola